Los aspirantes a profesores serán evaluados de idiomas y tecnologías

Increíble noticia publicada en El Mundo, donde se pueden leer los siguientes párrafos:

El Gobierno quiere evaluar a los aspirantes a profesores de su grado de conocimiento en nuevas tecnologías y en idiomas. Su objetivo es implantar por primera vez pruebas específicas de lengua extranjera y de «competencia digital» durante la fase de oposición.

La otra novedad es que «la fase de oposición deberá permitir que se acredite por parte de todos los aspirantes una suficiente competencia digital, apropiada para la práctica docente», algo que tampoco se hace en la actualidad.

Una vez más la diferente vara de medir, que indica poca inteligencia o mucha demagogia (presumiblemente ambas cosas). Como los idiomas son fundamentales, aumentamos las horas lectivas de lenguas extranjeras y creamos los centros bilingües. Pero cuando se trata de saber Informática, llamada "tecnologías" o "competencia digital" eufemísticamente, no sólo no se aumentan las horas de la asignatura, sino que se relegan a un rincón optativo del sistema educativo y no se asegura su impartición (ni siquiera por profesorado especializado).

Los idiomas son una herramienta muy útil para la vida del alumno. ¿Las "TIC" no lo son igualmente? Nosotros pensamos que, en realidad, éstas son mucho más útiles que aquéllos, porque un gran porcentaje de españoles jamás necesitará el inglés (u otro idioma) en su vida laboral, pero manejar dispositivos informáticos es evidente que lo necesitarán (¡lo hacen ya!) el 100% de ellos.

Ciertamente resulta increíble que la sociedad aún no se haya enterado del drama que supone ser los últimos de Europa en Informática. Y por muchos años si no le ponemos remedio.

O sea, que están reconociendo que los futuros opositores no salen del instituto ni de la universidad con una competencia digital digna, y por tanto hay que evaluarlos para ver si la han adquirido por su cuenta.